Galen Rupp le hizo frente a la legión africana y se quedó con el Maratón de Chicago

Galen Rupp le hizo frente a la legión africana y se quedó con el Maratón de Chicago

El estadounidense Galen Rupp se ha impuesto en el Maratón de Chicago, uno de los seis ‘Majors’ del año, con un crono de 2h09:20 (mejor marca personal). Rupp, bronce en los Juegos de Río en esta misma distancia y segundo en el Maratón de Boston de este mismo año, atacó a cinco kilómetros de meta, descolgando a Abel Kirui, ganador el año pasado y segundo en esta ocasión a 28 segundos de Rupp. La tercera plaza fue para el también keniata Bernard Kipyego(2h10:23).

En una carrera eminentemente táctica, Rupp, un seguro de vida por su enorme regularidad, fue el más listo de la clase, aguantando en cabeza mientras el grupo (muy numeroso hasta los 30 kilómetros) iba perdiendo efectivos. Su ataque final fue tan demoledor que cubrió los últimos dos kilómetros y 195 metros en 6 minutos y 12 segundos, el final más rápido de la historia de la prueba.

Chicago no tiene liebres desde hace tres años así que la carrera es una batalla psicológica desde el pistoletazo de salida. Los primeros parciales los marcó el estadounidense Aaron Braun (finalmente duodécimo con 2h13:41), que pasó los primeros cinco kilómetros en 15:42 (en Berlín se pasó en 14:28) y los diez en 31:24.

El plusmarquista mundial (2h02:57), Dennis Kimetto, volvió a decepcionar. El keniata, que no firma una buena actuación desde su tercer puesto en Londres hace dos años (2h05:50), se paró, probablemente lesionado, justo después de cubrir en cabeza el ecuador de la prueba.

No le fue mucho mejor a su compatriota Stanley Biwott, que se retiró entre el kilómetro 25 y 30 en su único maratón del año. Biwott venía avalado por el 2h03:51 del año pasado en Londres pero demostró no estar en el mismo estado de forma.

En cuanto al ‘madrileño‘ Zersenay Tadese, volvió a demostrar que los 42 kilómetros se le hacen muy largos. Esta vez estuvo entre los mejores hasta el km 30 pero acabó octavo (2h12:19) muy lejos de Rupp.

Con este panorama, Rupp aprovechó la tesitura para imponer su excelente estado de forma tras sus victorias en el campeonato estadounidense de los 20 kilómetros en ruta (59:04) y en el medio maratón de Filadelfia (1h02:18), ambas en septiembre.

El pupilo del polémico Alberto Salazar es el primer atleta nacido en Estados Unidos que gana la prueba en 35 años, desde que Greg Meyer lo hiciera en 1982. Además, apenas es el segundo atleta no nacido en África que gana un ‘Major’ (rango que tienen Chicago, Londres, Berlín, Boston y Nueva York desde 2006 y Tokio desde 2013). El primero fue el brasileño Marílson Gomes dos Santos, ganador en la Gran Manzana en 2006 y 2008.

Paseo triunfal de Dibaba

En categoría femenina, incontestable victoria de la gran Tirunesh Dibaba con la sexta mejor marca de la historia (2h18:31). La etíope, una leyenda de las pista con tres títulos olímpicos y cinco mundiales, demostró que su espectacular desempeño en Londres el pasado mes de abril (donde fue segunda con 2h17:56 tras Mary Keitany), no fue casualidad.

Dibaba atacó a falta de diez kilómetros y acabó aventajando en casi dos minutos a la keniata Brigid Kosgei (2h20:22). Tercera fue la estadounidense Jordan Hasaycon otra buena marca (2h20:57).

La defensora del título Florence Kiplagat aguantó en cabeza hasta el ecuador de la prueba y abandonó poco después del kilómetro 25.

Dibaba batió además el récord de la prueba, en posesión de la keniata Catherine Ndereba desde 2001 con 2h18:47.

 

 

 

 

Fuente: Marca
Compartir..